TIPS

Sigue estos consejos para mejorar la calidad del sueño

La cantidad de horas de sueño recomendada para un adulto es de 8 horas diarias. Si no consigues dormir lo suficiente, estos consejos pueden ayudarte.

Foto de una mujer durmiendo en la cama de su casa desde un plano superior.
Por
Escrito en ACTUALIDAD el

Descansar correctamente y la cantidad de horas adecuadas cada día tiene influencia directa sobre nuestro estado de salud, así como el nivel de bienestar físico y emocional que disfrutamos. Conciliar el sueño de forma rápida, así como dormir de manera ininterrumpida, son dos temas de vital importancia para mejorar nuestra calidad de vida. 

Afortunadamente, existen muchas cosas que podemos hacer para mejorar la calidad del sueño y favorecer el descanso nocturno. En las siguientes líneas nos hemos dedicado a recopilar algunos consejos para ayudar a aquellas personas preocupadas por mejorar la calidad del descanso nocturno y adquirir buenos hábitos para favorecer patrones de sueño saludables. 

El insomnio y su influencia sobre la salud de los seres humanos 

Se entiende por insomnio el conjunto de dificultades para conciliar el sueño durante la noche o la incapacidad para dormir de manera ininterrumpida por una cantidad de horas suficientes cada día. Con frecuencia, podemos experimentar problemas de sueño debido a situaciones estresantes, preocupaciones, horarios irregulares de estudio o trabajo y otras razones. 

No obstante, cuando la dificultad para dormir se manifiesta de forma constante e incontrolable, puede terminar ocasionando problemas de salud, destacando la irritabilidad, cuadros de ansiedad y depresión, somnolencia diurna y falta de energía, lo cual sería un problema para cumplir con actividades cotidianas como manejar. 

Recomendaciones para mejorar la calidad del sueño 

Conforme envejecemos se comienzan a producir cambios en los ciclos de sueño, especialmente el tiempo que tardamos en dormirnos que suele ir incrementándose con el paso de los años. Algunos de los consejos dados por especialistas en el tema, servirían para ayudarnos a conciliar el sueño e incrementar la calidad del descanso nocturno, destacando lo siguiente:

  • Revisa las contraindicaciones de todos los medicamentos que estés consumiendo, ya que alguno de ellos pudiera incentivar el insomnio o afectar la calidad del descanso nocturno. 
  • Evita consumir alimentos y tomar exceso de líquidos al menos dos horas antes de irte a la cama, ya que esto puede provocar idas al baño que interrumpirán la jornada de descanso. 
  • Limita el consumo de sustancias estimulantes como la cafeína (té, gaseosas, caf��) y evita en lo posible consumirlas 4-6 horas antes de dormir. 
  • Intenta dormir en un horario fijo todas las noches y despertar cada mañana a la misma hora, lo cual favorecerá la creación de un patrón de sueño regular. 
  • Realiza ejercicio o alguna actividad física en intensidad moderada a diario por al menos 30 minutos. Esto favorece la quema de calorías e impulsa al organismo a descansar durante la noche. 
  • Realiza una lista de pendientes e intenta cumplirlos a lo largo del día, de esta forma podrás ir a dormir con la mente vacía de pensamientos que puedan generar ansiedad y perjudicar el descanso. 
  • Mantén el ambiente lo más oscuro posible para evitar que se alteren tu ritmo circadiano al momento de ir a dormir. 
  • Exponte a la luz solar todos los días, hacerlo ayudará a la producción correcta de melatonina, una hormona que se produce en el cerebro y se encuentra relacionada con los patrones de sueño. Esta hormona se produce en mayor cantidad cuando hay oscuridad, para impulsar la sensación de sueño. 
  • Adopta buenos hábitos alimenticios. Por ejemplo, acostarse a dormir con hambre o después de haber ingerido un alimento pesado como carnes rojas, incrementará las posibilidades de padecer insomnio.