MAL MOMENTO

Mariano González, el director de cine que fue dejado de lado en la película de "Rodrigo": "Mi guión se concentraba mucho más..."

Mariano González, el director de cine que fue dejado de lado en la película de "Rodrigo": "Mi guión se concentraba mucho más..."

El director y guionista fue reemplazado por Lorena Muñoz, quien también dirigió la película sobre la vida de Gilda, en medio del escándalo con la familia de cuarteto.

"A principios de 2017 me llamó Marcelo Pacheco, hermano de Patricia y tío de Ramiro. Ya estaban las intenciones de hacer la película de Rodrigo. Nos vimos y me ofreció escribir y empezar a mover el proyecto. De ahí me hizo el contacto con Fernando Blanco, el productor de la película. Me junté con él y empezamos a hablar. Una vez que arreglamos comencé con la investigación", comenzó Mariano González en diálogo con "CineArgentino.net".

Con respecto a su relación con la familia del cantante de cuarteto, comentó: "Eso es lo que hicieron después. Yo empecé a abrir las piezas, a armar de a poco el rompecabezas y que el proyecto se pudiera hacer. Hablaba con el productor y funcionaba como un nexo conector entre las partes. Habré estado entre seis y ocho meses. Todo empezó más tranquilo y después, fue poniéndose más serio".

"Primero, empecé acá en Buenos Aires. La fui a ver a Patricia Pacheco (madre del hijo de Rodrigo) y hablamos mucho. Ella me dio los contactos de la gente más íntima de Rodrigo, entonces ahí me puse a hablar con ese círculo. Por ejemplo, con Gustavo Urraca Pereyra, uno de sus mejores amigos. Después, viajé a Córdoba y allá me vi con un montón de amigos. También me junté con el representante José Luis Gozalo, con el tío de Rodrigo, con sus primas… Una vez que volví de Córdoba empecé a ver por dónde iba a ir mi historia y comencé a escribir el guión", agregó.

En un principio, Mariano iba a escribir y dirigir la película protagonizada por Rodrigo Romero pero luego las cosas se complicaron con la producción. "Lorena llega cuando se desata el conflicto entre la producción y yo. No acordábamos y teníamos divergencias con el libro. Me plantearon que no les gustaba lo que había escrito. Igual, considero que también había un apuro de tiempos. Creo que ya tenían pensado lo de Lorena. Como ni siquiera pude terminar las tres versiones que decía mi contrato como guionista nunca pude llegar a hablar seriamente del tema de la dirección".

Con respecto a qué fue lo que lo le gustó a la producción de la historia, comentó:  "No lo tengo bien claro, nunca se me especificó bien qué. Me comunicaron algo generalizado, no me dieron una devolución específica como deberían haber hecho. Yo sentí que nunca llegué a desarrollar toda la historia. Buscaron el momento para comunicarme que preferían que otro se hiciera cargo. Ahí percibí que también querían ir a buscar a Lorena para dirigirla".

Finalmente, el director concluyó: "Seguramente ellos preferían trabajar con ella. El potro era una película muy grande y con Gilda le había ido muy bien. Todo es un negocio, es una película de mucho dinero que arriesgan. Hay una parte en la que entiendo también todo lo que sucedió".

Mariano González, el director de cine que fue dejado de lado en la película de "Rodrigo": "Mi guión se concentraba mucho más..."