Una ciudad prohíbe a sus vecinos morir los fines de semana y días festivos

LLAMATIVO

Una ciudad prohíbe a sus vecinos morir los fines de semana y días festivos

Una ciudad prohíbe a sus vecinos morir los fines de semana y días festivos
Se firmó un decreto municipal. 

Isabelle Dugelet, alcaldesa de La Gresle, una pequeña localidad en el este de Francia tiene 850 habitantes y a pesar de ser un pueblo chiquito tomó gran relevancia por una noticia. La Gresle es una población y comuna francesa, situada en la región de Ródano-Alpesdepartamento de Loira, en el distrito de Roanne y cantón de Belmont-de-la-Loire.

El viernes pasado se firmó un decreto municipal para prohibir a los residentes que mueran en sus domicilios durante los fines de semanas y días festivos: “Está prohibido que los habitantes mueran en sus casas en el territorio municipal los sábados, domingos y días festivos, por tiempo indefinido” 
"Los sucedido es una falta de respeto por los difuntos y sus familiares. El concejo comunal toma esta medida para denunciar una situación sanitaria catastrófica en nuestro pueblo y en pueblos limítrofes", comunicaron desde la alcaldesa, ya que el 1° de diciembre tardaron dos horas y medias en encontrar un médico para que certificara la muerte de una persona.

gresle

Las personas tienen dificultad en encontrar un médico y a veces deben recorrer muchos kilómetros para hacerse atender por uno. Hay muchas preocupaciones en nuestro pueblo, pero la salud es el principal. Estas son áreas rurales olvidadas y desde hace años hablo con muchos políticos para encontrar soluciones, pero nada cambia”, comunicó la alcaldesa.

Una ciudad prohíbe a sus vecinos morir los fines de semana y días festivos