En un colegio sentaron a un chico con autismo en el baño para que estuviera tranquilo

INDIGNACIÓN

En un colegio sentaron a un chico con autismo en el baño para que estuviera tranquilo

En un colegio sentaron a un chico con autismo en el baño para que estuviera tranquilo
La madre se mostró furiosa con está decisión.

Danielle Goodwin vive en Bellingham, en el estado de Washington, y dejó una carta pública explicando un poco la indignación que sintió al ver a su hijo con autismo estudiando en un baño.

La madre pidió al colegio un poco de tranquilidad para que su nene pueda realizar sus tareas y la institución tomó una medida que enojó a todos, puso su pupitre en el baño. El chico realiza este año un curso de transición entre la Primaria y la Secundaria; antes de esta nueva etapa se le permitía estudiar en la biblioteca.

Para aumentar la bronca de cualquier persona, la profesora puso una colchoneta en el suelo del baño para que  el nene pudiera dormir la siesta. 

"Mi hijo tiene necesidades especiales y lo hace mejor en un lugar muy tranquilo. Esta era la solución de su profesor... Sí, ese es mi hijo en un baño. Sí, ese es el escritorio de mi hijo sobre un inodoro. Ella también proporcionó una colchoneta de camping y almohada para que él la siesta.... en el piso del baño. Le pregunté si podía trabajar en la biblioteca y ella dijo que no. Ella también dijo que estaba bien para él estar allí porque ellos "no lo usan como un baño". Mi hijo fue humillado, avergonzado, y disgustado por esta sugerencia inhumana de que trabaja en un baño. Inmediatamente llevé a mi hijo a casa y él no va a volver. Cuando llegamos a casa, se estaba tirando de la ansiedad. Cómo es esta mejor práctica? Cómo está esto bien? Tenemos que hacerlo mejor", fue el descargo de la madre en Facebook.

Según la Asociación Americana de Pediatría, uno de cada 68 niños padece este trastorno durante su escolarización y son jóvenes que suelen padecer acoso escolar con más frecuencia, debido a su comportamiento estereotipado y repetitivo o a la incapacidad, algunas veces, de entender, de comunicarse o de simplemente establecer una relación personal con sus iguales.

El director del centro Greg Baker dijo: “por lo que sabemos, ese espacio se usa como almacén, no como lavabo [...]. La solución dada al hijo de Goodwin es un ejemplo de un claustro dando una solución temporal. Debido a la falta de fondos del Estado, los centros escolares frecuentemente tienen espacios limitados a solicitudes socioemocionales. Creo que la idea fue bienintencionada al principio”.

¡No hay excusa que valga!

En un colegio sentaron a un chico con autismo en el baño para que estuviera tranquilo