EXCLUSIVO PRONTO

Fede Bal: “Tengo 10 kilos de más, ¿pero qué importa si estoy vivo?”

Fede Bal: “Tengo 10 kilos de más, ¿pero qué importa si estoy vivo?”

El actor y participante de Masterchef Celebrity logró vencer el cáncer de intestino y habló con Pronto sobre su presente y cómo quedó tras enfrentar la enfermedad.

Fede Bal está transitando un gran momento ya que su participación en Masterchef Celebrity no para de generar repercusiones tanto en el público como dentro del certamen de cocina. Sin dudas, este 2020 que el actor corona de la mejor manera con un gran presente profesional, también fue muy intenso ya que debió enfrentar el diagnóstico de cáncer de intestino. Fede jamás bajó los brazos y dio pelea, al punto de que logró vencer el cáncer y confesó en Pronto que está totalmente curado. En pocos días presentará su unipersonal vía streaming, Late Night Yo, y se prepara con mucha ilusión. “Es el 27 de noviembre a las 22 y las entradas se adquieren por Ticketk. En Late Night Yo muestro mucho de mi vida y me río de mí mismo”, relata.

-¿Hablás del moto de “superdotado” que te pusieron de chico?

-Sí, hablo de todo. De chiquito tenía más potencial de hablar y lanzarme, era muy pillo, el editor de una revista me puso en un título “el hijo superdotado de Carmen Barbieri y Santiago Bal” y quedó ese mote. Quedó para la historia pero nunca me sentí así. Qué abismo entre mi infancia y la actualidad. Miro la fotito esa que circula por todos lados, yo vestido de amarillo entre mi mamá y mi papá en un teatro, y me causa entre gracia y ternura. Qué mal estaba, qué mal me pegó la niñez, ¿no? En la adolescencia era un cuerpo sin forma, con el pelito achatado y me vestía para el orto; ¡rarísimo! Esas cosas que están en las redes me encantan, son mis trofeos e hice muchos monólogos mostrando esos momentos. En el unipersonal van a ver momentos muy graciosos de mi vida y los reacciono.

-¿También te ponés un conchero en el unipersonal?

-Sí. De tanto dirigir revistas y estar en ese mundo, jamás había mostrado tanto el cuerpo y me pareció que era la hora de patear el tablero y que los hombres nos empecemos a poner en el lugar de las mujeres. No me pareció mal mostrar el cuerpo y en un momento salgo en conchero y me muestro como Dios me trajo al mundo.

-¿Tenés complejos con tu cuerpo?

-No, cero. Ahora estoy 10 kilos arriba, estoy muy gordo pero no me enrosco con eso porque me agarró la cuarentena, la pandemia y el tratamiento contra el cáncer. Me quedé en mi casa y me comí todo, como si me fuese a morir mañana. A la ansiedad se le sumaron las pastillas y el tratamiento pero estoy sano y eso es lo más importante del mundo. Bajar de peso se puede pero si no te sanás, ahí está el problema. Entonces ya está. Sí, tengo 10 kilos de más ¿pero qué importa si estoy vivo? No tengo ningún complejo, me siento bien conmigo y estando sano, el resto se puede mejorar.

-¿Te estás cuidando?

-Empecé a cuidarme, sí. Estoy entrenando, me estoy tratando de cuidar con la comida y de a poquito siento que voy a estar mejor. Entreno dos veces por semana y hago boxeo otras dos veces a la semana. Corro un poquito, me armé un gimnasio en casa y estoy muy feliz. Lo más importante es que estoy sano, el resto se arregla solo.

Fede Bal: “Tengo 10 kilos de más, ¿pero qué importa si estoy vivo?”