Tres recetas caseras para arreglar la bijou oxidada

TIPS ÚTILES

Tres recetas caseras para arreglar la bijou oxidada

Tres recetas caseras para arreglar la bijou oxidada

Todas tenemos bijouterie en casa y seguro conocen la tristeza que da darse cuenta de que ese collar, arito, anillo o pulsera que tanto te gusta se oxidó y puso oscuro y feo. ¡Pero todo tiene una solución y nosotros, de hecho te traemos tres para que dejes tu bijou como nueva!

VINAGRE: Una manera bastante efectiva de quitarle una capa de óxido a un metal es sumergirlo en vinagre blanco. Sí, el mismo que usas para tus ensaladas. Simplemente tenés que preparar un balde lleno de este líquido, introducir el objeto que quieras reparar en el y dejarlo en remojo durante al menos 24 horas. Pasado este tiempo, la zona estropeada se habrá ablandado tanto que solo necesitarás frotar con un repasador (o un poco de papel de aluminio arrugado, si preferís algo más delicado) para que quede como nuevo. El ácido del vinagre es uno de los archienemigos de la herrumbre. ¡No lo olvides!

COLA: Te parecerá mentira, pero lo cierto es que las bebidas de base cola son productos que funcionan muy bien a la hora de eliminar el óxido. Si se trata de un objeto pequeño, podés introducirlo en un vaso con este producto durante aproximadamente 12 horas. Si se trata de algo de mayores dimensiones, la mejor opción es empapar toallas con la gaseosa y envolverlo con ellas. En este último caso es recomendable un mayor tiempo de reposo (24-48 horas) e ir mojando las toallas regularmente según se vayan quedando secas. Después de esto solo vas a necesitar frotar un poco con un estropajo o papel de aluminio para quitar el óxido. El resultado te sorprenderá.

BICARBONATO: El bicarbonato de sodio, ese ingrediente esencial en casi cualquier remedio casero de tu abuela, también resulta tremendamente útil a la hora de dejar un objeto metálico reluciente. Mezclalo con la cantidad suficiente de agua como para crear una pasta espesa y extendela abundantemente sobre la superficie oxidada con la ayuda de un cepillo de dientes viejo. Déjalo reposar un par de horas y, a continuación, frotá con un repasador. Podes repetir este proceso en varias ocasiones hasta conseguir el resultado que buscas.

Tres recetas caseras para arreglar la bijou oxidada