PRONTO EN MIAMI

Se vendió la mansión más cara de Miami: ¡conocela por dentro!

Se vendió la mansión más cara de Miami: ¡conocela por dentro!

Un empresario latino compró por 47 millones de dólares la mansión más cara del condado de Miami, situada en la paradisíaca bahía de Key Biscayne.

Una mansión de la bahía de Key Biscayne se acaba de convertir en una de las dos más caras de todo Miami (y su historia) tras haber sido comprada por un empresario latinoamericano, que permanece en el anonimato. 

Mashta-House

La mansión es casi un palacio de estilo neoclásico y mediterráneo construido sobre casi 2.4 acres frente a la bahía de Biscayne. Aunque en un comienzo se pedían casi 55 millones de dólares por la mansión, el comprador la obtuvo por 47 millones.

01-06-Mansion

La mansión, conocida como Old Matheson State, comenzó su historia durante la Primera Guerra Mundial pero entonces, fue abandonada y dos décadas después, demolida. Un industrial rico compró la propiedad en 1908 junto a otros 1700 acres y nueve años después, Matheson construyó una mansión frente al mar en la península, a la que llamó Mashta House, que en árabe egipcio significa "lugar de descanso". La propiedad nunca fue habitada a tiempo completo ya que Matheson vivía en Coconut Grove, a pocos kilómetros, pero éste llevaba siempre a sus invitados (incluídos los Vanderbilt, Carnegie y Mellon) en yate a disfrutar de la puesta del sol en la bahía.

3 (1)

En 1930, la Mashta House fue dañada por una tormenta y terminó siendo abandonada, aunque se mantuvo en la familia Matheson. Finlay Matheson, bisnieto del dueño original, visitó las ruinas en los '50s, a los 10 años, y con el tiempo, se la vendió al colombiano Fernando Caballero, que compró la zona en la que estaba la casa por 1.3 millones de dólares y construyó una casa de 6 habitaciones y 8 baños a comienzos de los '90s. 

casa-678x381

Agentes de Sotheby's International Realty la valuaron en 60 millones de dólares, pero finalmente se vendió por 13 millones menos.

Se vendió la mansión más cara de Miami: ¡conocela por dentro!