IMPORTANTE

¿Qué es la vasectomía?

Existen diversos métodos para la anticoncepción femenina. Pero, ¿qué hay para los hombres, además del uso de preservativos?

Por
Escrito en SALUD el

Las pastillas, el DIU, los implantese subdérmicos, el diafragma, entre otros son métodos de anticoncepción que las mujeres implementan por años. Los hombres recurren a los preservativos durante las relaciones sexuales, que además de disminuir las chances de embarazo en un altísimo porcentaje, son un método efectivo para prevenir las enfermedades de transmisión sexual.

En cambio, la vasectomía es el tratamiento más efectivo para la anticoncepción masculina y hay que entenderlo como un procedimiento irreversible, pese a que existe la reversión a través de un procedimiento quirúrgico. En ese caso, la tasa de fertilidad o de permeabilidad que se alcanza es de aproximadamente un 80 a un 85%. De este modo se puede lograr un embarazo natural.

Otra opción es una “recuperación espermática”, que consiste en una intervención quirúrgica sobre el testículo. A partir de ella se recuperan espermatozoides y se utilizan en una técnica de reproducción asistida.

“Para ambas técnicas, la reversión de vasectomía y la biopsia testicular más recuperación espermática, no sólo el paciente decide qué quiere, sino también va a depender de la edad materna. Si la pareja es una pareja joven, a veces preferimos la reversión de vasectomía, pero si es una pareja mayor a 38 años de por sí vamos a terminar haciendo un tratamiento”, detalla el doctor Omar Layus (MN 93.525), andrólogo del Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). 

Con respecto a la vasectomía, hay una aceptación social a nivel mundial. En nuestro país sólo tenemos 15 años de promulgada la ley y el impacto ha sido muy positivo. Las consultas son muchas y el número de pacientes vasectomizados aumenta cada vez más. “Creo que también es un cambio social que lleva a que el hombre sea responsable de la anticoncepción y no sólo la mujer. La aceptación de la vasectomía es acorde a los cambios sociales que estamos viendo ahora, de igualdad de ambos géneros”, dice el andrólogo.

Para realizar el procedimiento, se necesita solamente ser mayor de 18 años. “Hay un tipo de técnica quirúrgica que se llama vasectomía sin bisturí, por la cual se hace una pequeña incisión en el escroto de cinco milímetros. Por allí accedemos al conducto deferente, por el cual los espermatozoides llegan a la uretra, donde se ligan y se seccionan ambos conductos. La cirugía dura aproximadamente unos 40 minutos. Es con una sedación más anestesia local y realmente es un procedimiento bien tolerado con una alta tasa de efectividad”, expresa el doctor Layus.

LEGISLACIÓN VIGENTE

En 2006, se sancionó en Argentina la Ley 26.130 que garantiza la vasectomía en todos los centros públicos y privados del país. Según el doctor Layus, la realización de este procedimiento es una consulta muy frecuente en hombres con o sin hijos.