Crudo relato

Lucas Spadafora: ''Me han pegado en los boliches por ser youtuber y gay”

La joven promesa del Cantando 2020, que la rompe en Youtube e Instagram con sus videos de humor, reveló que sufre bullying por su sexualidad pero sobre todo por ser un reconocido youtuber. Su palabra.

martes, 14 de julio de 2020 · 09:56

Es joven, exitoso, tiene miles de seguidores en las redes sociales que disfrutan de su humor y sus videos, pero no todo es color de rosa en el mundo de Lucas Spadafora. El joven youtuber de 19 años, que pronto debutará en la pista del Cantando por un sueño 2020 junto a Lola Latorre, contó en una charla íntima con Pronto que ha vivido situaciones de violencia extrema en los boliches y que continuamente sufre bullying por su sexualidad pero más aún por ser un youtuber conocido. “Pasé por muchas situaciones. ¿La verdad? Me encanta conocer a mi gente y que me pidan fotos; eso no me molesta nada. Pero a veces vivís situaciones horribles. Me ha pasado que me quieran pegar en los boliches o que me vengan a pedir una foto de mala manera…”, arrancó Spadafora en un mano a mano con el periodista Nico Peralta.

-¿Por qué?

-Por ser youtuber. Me han pasado cosas… Literalmente, no te estoy mintiendo: por ser youtuber. “Como te la bancás en los videítos, ¿te la bancás a las piñas?”, me han dicho. Una vez me pegaron directamente por nada, por ser yo.

-¿Te llegaron a lastimar?

-Por suerte, no. Fue un empujón y me fui caminando porque cuando se arman esas situaciones, lo evito totalmente y me voy. Te cuento cómo fue: yo estaba con mis amigos en un boliche, en un pasillito tomando algo y descansando, fuera de la pista.

-¿Entonces?

-Se me acerca un chabón y me dice: “Vos sos como Paulo Londra”, a lo que le respondí: “Bueno, muchas gracias, ojalá fuese como Paulo Londra”. Me cagué de risa y de repente se queda serio y me dice: “Pero sin talento”. Me empuja así en el pecho, caigo contra la pared y me quedé duro. No podía creer lo que estaba pasando. Aparte fue todo tan rápido, que todos nos quedamos mirando, como sin entender qué carajo estaba pasando.

-Aparte en medio del boliche, con la música fuerte y las luces de colores, entendés mucho menos que si hubiese sido a plena luz del día, ¿no?

-Obvio. Muchas veces uno no sabe quién está del otro lado. Al ver tanto de nuestra vida personal y entrar a nuestras casas y conocer a nuestras familias, muchas veces la gente siente o piensa que somos amigos o algo así. Entonces, te frenan en la calle y muchas veces se viven situaciones raras.

-¿Tus amigos se metieron a defenderte o cómo siguió todo?

-No, yo me levanté y me fui caminando. No pasó nada pero sí, me ha sucedido varias veces esto por ser youtuber y también por mi sexualidad o por lo que fuese. Me muestro mucho como soy y a mucha gente a veces eso no le gusta, tendrá sus propios mambos.

-¿Hoy, siglo 21, se sigue discriminando por la sexualidad, porque sos exitoso o por envidia?

-Sí, obvio. Bueno, por la sexualidad sin dudas y aunque por suerte cada vez es menos, sigue estando. Y por ser conocido también. Te lo digo por lo que me ha pasado. Que vengan y me digan: “¿Te la bancás en las manos como en los videítos?”, si estoy tomando un trago con una amiga no entiendo qué tiene que ver. No estoy armando bardo ni nada; eso es envidia o no sé por qué me querrían pegar. Pero sí, pasa y mucho.